jump to navigation

Viernes 5 de diciembre de 2008

Las objeciones a EpC en Cataluña ya son más de mil

1:32 h | Educación para la Ciudadanía,Libros,Noticias | chequeescolar | Trackback


Objetores de Barcelona

La Plataforma de Pares i Mares Objectors de Catalunya, el Frente Objetor Catalán y la Plataforma d’Objectors del Vallès han presentado 200 nuevas objeciones en el Departamento de Educación.

REDACCIÓN HO.- Este jueves, 4 de diciembre, la Plataforma de Pares i Mares Objectors de Catalunya, el Frente Objetor Catalán y la Plataforma d’Objectors del Vallès tramitaron ante la Administración educativa las declaraciones de objeción de conciencia a Educación para la Ciudadanía que han planteado los padres de 200 alumnos de colegios de Barcelona y de la Comarca del Vallès. Con ellas ya son 1018 las objeciones presentadas en Cataluña.

“Con este acto queremos defender el derecho de los padres a educar a sus hijos, a las puertas del 60 aniversario de la Declaración Universal de los Derechos Humanos aprobada por la Asamblea General de las Naciones Unidas, que en su artículo 26 establece que los padres tendrán derecho preferente a escoger el tipo de educación que habrá de darse a sus hijos, un derecho fundamental atacado por el conjunto de asignaturas que forman el área de Educación para la Ciudadanía, que no respeta las convicciones de los padres”, declaró Carmen Saladich, portavoz de la Plataforma de Pares i Mares Objectors de Catalunya.

El representante de Profesionales por la Ética de Cataluña, Ramón Novella, apoyó la lucha por la libertad de los padres objetores y se refirió también a la situación judicial relacionada con las objeciones a Educación para la Ciudadanía. “La intransigencia de la Generalitat ha obligado a los padres a tener que recurrir a los tribunales, de manera que, a estas alturas, se han presentado en Cataluña 32 procedimientos judiciales reclamando el reconocimiento del derecho a la objeción”, declaró.

Destacó que en la provincia de Barcelona se han interpuesto hasta la fecha 17 recursos contencioso-administrativos contra las resoluciones que denegaron la objeción (12 de ellos por el procedimiento ordinario y 5 por el procedimiento especial para la protección de los derechos fundamentales de la persona) y otro recurso contencioso-administrativo contra los decretos de la Generalitat que desarrollan los reales decretos de enseñanzas mínimas del Ministerio de Educación en Primaria y en la ESO.

Así mismo, indicó que en Lleida se han planteado hasta hoy 14 recursos contencioso-administrativos ordinarios contra las resoluciones que denegaron la objeción.

No hay todavía sentencia alguna relativa a los recursos ordinarios y la Sección Segunda de la Sala de lo Contencioso-Administrativo del Tribunal Superior de Justicia ha dictado 5 Autos acordando la inadmisibilidad del recurso por el procedimiento especial, por entender que hay inadecuación del procedimiento. Contra todos ellos que han interpuesto los interesados Recurso de Casación ante el Tribunal Supremo, según detalló Novella, quien también anunció que próximamente se presentará un número importante de nuevos recursos ante los tribunales de Justicia catalanes.

Según el dirigente de Profesionales por la Ética, el incremento de objeciones es imparable, como lo es el de resoluciones judiciales favorables, y todo ello consolida el movimiento objetor a EpC en Cataluña.

Por último, Novella reiteró la firme determinación de los objetores de Cataluña para llegar, si ello fuese preciso, hasta las más altas instancias judiciales, tanto españolas como europeas, en la reivindicación del derecho de las familias objetoras a oponerse a que el Estado se arrogue la potestad de inculcar a sus hijos los principios ideológicos y morales que el Gobierno de turno desee imponer. “Confiamos en que el Tribunal Supremo nos confirme el derecho a objetar pero, si fuera necesario, estamos dispuestos acudir al Tribunal Constitucional y al Tribunal Europeo de Derechos Humanos de Estrasburgo”, concluyó.